Skip to content

Principales síntomas de la eyaculación precoz

No hay duda de que la eyaculación precoz es uno de los problemas más habituales que se da en los hombres de todo el mundo, especialmente cuando se llega a cierta edad o cuando se sufren unos elevados niveles de estrés en el día a día demasiado altos. Según los diferentes estudios realizados, se estima que aproximadamente entre un 40% y un 45% de los hombres han sufrido en algún momento cualquier tipo de problema relacionado con la eyaculación.

Dicho trastorno afecta de lleno a los hombres, mostrándose como una dificultad a la hora de conseguir aguantar y retardar la eyaculación al mantener relaciones sexuales. Un problema serio teniendo en cuenta de que ésta llega mucho antes de lo esperado.

Existen varios tipos, aunque por lo general los síntomas de eyaculación precoz suelen ser similares en todos los casos. Habitualmente los síntomas de eyaculación precoz suelen aparecer en las personas más jóvenes, debido principalmente a la falta de experiencia, y en las más mayores, por diferentes problemas que aparecen a causa de la edad.

Las razones por las que aparezca pueden ser varias, aunque lo más normal es que llegue a raíz de una serie de problemas físicos o psicológicos, que pueden surgir por diferentes causas.

Cuando aparece por motivos físicos los síntomas más comunes suelen ser una fuerte debilidad en los músculos de la zona púbica, lo que hace que se produzca un desequilibrio en los neurotransmisores. Por otro lado, cuando llega por motivos psicológicos, suele hacerlo acompañada de unos fuertes niveles de estrés y/o de ansiedad.

Síntomas de eyaculación precoz más comunes

La eyaculación precoz se caracteriza por la dificultad a la hora de mantener y controlar la eyaculación en las relaciones sexuales. Esto significa que los pacientes que la sufren no pueden disfrutar de una sexualidad en plenitud, teniendo que conformarse con un coito mucho más efímero.

La causa más habitual tiene que ver con un desequilibrio en los neurotransmisores, que son los que se centran en controlar aquellos músculos que deben expulsar el líquido seminal. También es habitual en aquellos casos en los que el glande está sometido a diferentes cambios de temperatura.

También aparece por razones emocionales, que normalmente suele venir acompañada de estrés, desconfianza, nervios, inseguridad con uno mismo y un largo etcétera. Esto tan solo consigue aumentar la gravedad del problema.

Los tipos de eyaculación más comunes

  • Eyaculación primaria: realmente se desconoce el porqué de la aparición de este tipo de eyaculación, aunque suele darse en casos en los que reina el desconocimiento y un aprendizaje erróneo. Los hombres que sufren eyaculación primaria no pueden mantener relaciones de ningún tipo.
  • Eyaculación secundaria: la aparición de la eyaculación secundaria es sorprendente, ya que se da en aquellos hombres que por lo general nunca han tenido ningún problema al llevar a cabo relaciones sexuales. Normalmente suele darse por alguna razón en concreto, como puede ser el estrés, la incomodidad en su puesto de trabajo, la presión, etc. Aparece de un día para otro sin ningún motivo claro.
The following two tabs change content below.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies